Algo a veces muy útil es ejecutar una aplicación gráfica de otra computadora como si estuviera en la propia máquina en la que se está trabajando. Hacer esto es muy simple con SSH y consiste básicamente en reenviar las solicitudes que se hagan al servidor X por medio del túnel SSH. ¿Cómo? Con los siguientes dos comandos se ejecuta el software Dia, que está instalado en test-ubuntu, en la máquina scarlett:

scarlett:~ leandro$ ssh -X 192.168.1.3
leandro@test-ubuntu:~$ dia &